Contra la Usura y Despilfarro

Contra la Usura y Despilfarro
Los culpables siguen cobrando cifras millonarias

30 años continuados de fracaso educativo.

Según noticias publicadas en el  Abc "Se observan en estas consultas de Psiquiatría a una población de 320.000 habitantes es que «tal y como está evolucionando la sociedad, cada vez nos cuesta más adaptarnos a los cambios y a la realidad de las cosas. Toleramos peor el dolor, el sufrimiento y las frustraciones. Esto choca con lo que puede ser un estado de bienestar». En teoría, según García, «en cuanto más avanza la sociedad y cuanto mejor estamos más insatisfechos nos sentimos".


Cualquier reforma educativa que intenta introducir, elementos que imponga una educación en valores siempre se topa con  una posición muy beligerante de una izquierda a la que parece que no le vale con la constatación de los datos, que nos sitúan en un fracaso escolar estrepitoso en lo técnico, y catastrófico desde el punto de vista humano, donde la barbarie juvenil se ha hecho con los espacios educativos, sometiendo a su tiranía, a los profesores e interfiriendo gravemente el normal desarrollo del sistema educativo. Los profesionales se han quedado sin herramientas efectivas para someter, si es preciso, por el cauce del respeto a los que de el se salen. Se ha perdido la asunción por todas las partes, de que la educacion es un sistema NO DEMOCRATICO, sino jerárquico donde el alumno debe someterse desde la humildad, a las enseñanzas del que SABE, del que tiene en el sistema,  la noble misión de transmitir el SABER a través de la enseñanza, porque esta en un estadio superior de conocimientos.



Parece que nuestro actual gobierno esta muy poco preocupado por estas situación, y prefiere un ministerio de demagogia para la IGUALDAD, que solo se circunscribe a la igualdad de la mujeres, respecto de los hombres, y les da igual si los hombres y mujeres IGUALITARIAMENTE viven en la calle, o en las dependencias de la T-4 de Barajas. O si los hombres y las mujeres jóvenes faltos de valores, y sin ejecicios prácticos vitales de sufrimiento, ante las dificultades, y las frustraciones que provoca un sistema que deslumbra con mitos tan atrayentes como inalcanzables, y por ello irreales para la inmensa mayoría, que cuando se topan con esa realidad, caen en una depresiones, y/o huidas que les introducen en el mundo de la drogas y el alcohol, para al final acabar no encontrado sentido a su propia existencia.


La primera causa de muerte, no natural entre los jóvenes es el SUICIDIO. Una sociedad que ha requerido, o ha impuesto el trabajo del Padre y la Madre, para poder construir una familia, lejos de reforzar la socialización educativa de los jóvenes ante esa situación de menor implicación obligada del núcleo familiar. Se ha traducido en una sociedad que no educa en valores, a los que se ha estigmatizado como propios y exclusivo de quienes profesan una religión, y treinta años de unas leyes de educación echas por los PROGRESISTAS???, y una televisión que refuerza esa ausencia de principios éticos, ha dado su fruto; unas amplias capas de la sociedad que viven en la Anomia, en esa falta de normas, que les hace ser presos de si mismo. Esa falta de norma que se traduce en el miedo a tomar decisiones, en el miedo a ser Libres. Libertad que ven como un precipicio, del que prefieren liberarse?...

Machacando las Almendras

3 comentarios:

Mercedes dijo...

Estoy completamente de acuerdo contigo. Alguien debería decir a los jóvenes que el sufrimiento es inherente a la vida; que el bienestar no consiste en conseguir todo lo que deseamos con el mínimo esfuerzo, sino acostándose cada día con la satisfación del trabajo bien hecho. Pero claro, entonces, ¿cuántos botos perderían los progres?
Un abrazo.

Jesús Guisado dijo...

Y¿ no pensáis que a nuestro gobierno le interesa que la sociedad vaya por estos derroteros?
Mientras tengamos unos medios de comunicación cuya máxima aspiración sea la de subir las cotas de audiencia, por encima de cualquier principio ,con programas de auténtica bazofia como gran hermano, física o química o los mal llamados programas del corazón,-los jóvenes estarán pensando en cómo hacerse famosos rápida y banalmente, evadiéndose de una realidad que cuando menos les supera en muchas ocasiones. La sociedad consciente o inconscientemente es un vehículo transmisor de valores, y hoy día es el principal, pues la familia en pos del progresismo ha delegado la responsabilidad de la educación. Y lo peor no es que lo haya delegado en el sistema educativo, sino en la propia sociedad, siendo el agente casi exclusivo encargado de formar conciencias en los jóvenes de nuestra sociedad.
Y qué decir de un gobierno cuyos focos de interés son la potenciación de un feminismo radical, una inmigración masiva y ajena a la persona, una legitimidad del aborto incluso para menores de edad, la conculcación de la libertad religiosa inherente a todo ser humano y a toda sociedad democrática madura, o las relaciones diplomáticas con quienes torturan sistemáticamente los derechos humanos, sólo por mencionar escuetamente algunos LOGROS de nuestro gobierno progresista-socialista.
Podría seguir mencionando banalidades por doquier atribuidas a nuestro gobierno, pero quiero despedirme con unas frases para la reflexión, "es lamentable, pero tenemos lo que nos merecemos" y si no,"hagamos algo", " no nos quedemos con los brazos cruzados". y no lo digo pensando en nosotros, sino en las generaciones futuras, creo que se merecen que luchemos por ellos, por que esto cambie, por que la sociedad no siga retrocediendo bajo estos parámetros.

Machacando las Almendras dijo...

Mercedes como muy bien señalas no se puede decir al pueblo lo que este no quiere escuchar, aunque eso sea justo.

Tienes razón Jesus, es preciso hacer algo, pero la realidad es yo llevo haciendo lo que puedo desde que tenia 17 años.

Se habla de que estamos en democracia, pero yo cada día estoy mas convencido, que la falta de coparticipación del pueblo, y lo que es mas grave la falta de interés por la cosa publica, por parte de los ciudadanos, es tan inherente a la corrupción del sistema democrático, como lo es la tiranía gradación de la Dictadura.

Hemos pasado de un sistema paternalista en exceso, donde el Dictador velaba por el pueblo como el padre. Y en democracia en primer lugar los políticos han perdido todo sentido de paternalismo y solo le hablan al pueblo con las palabras que el pueblo quiere escuchar, (Julio Anguita era un político paternalista, a mi entender), y el pueblo, lejos de madurar, no ha asumido esa responsabilidad que los políticos han soltado.

Comparto casi todo lo que dices Jesús, y especialmente la frase "TENEMOS LO QUE NOS MERECEMOS".

Es un placer contar con vuestros comentarios.

Un abrazo.